HATO EL SOCORRO Página web oficial de Hato el Socorro, Venezuela

Historia

El Hato El Socorro constituye una Unidad de Explotación agropecuaria fundada desde las primeras décadas del Siglo XX, sobre terrenos que formaron parte de la gran posesión nombrada El Barbasco, que perteneció a la familia Iturriza y de la cual también formaron parte las posesiones nombradas Corralito, Charco Azul y Cerrillos, entre otras. Desde el año de 1948 y mediante aporte que hace Manuel Vicente Iturriza, el Hato El Socorro se incorpora a la operación agropecuaria de la C.A. Inversiones Venezolanas Ganaderas INVEGA.
Por más de 60 años, la C.A. INVEGA ha desarrollado en el Hato El Socorro, programas de producción de ganado bovino para matadero en todas sus fases, esto es, Cría, Levante y Engorde. A estos fines ha fomentado potreros de pastos cultivados utilizando diversas variedades forrajeras, tales como Brachiaria Brizantha, Humidícola y De Cumbens, habiendo igualmente dedicado esfuerzos a la producción de semilla para uso interno y para la venta a terceros. Igualmente, en el Hato El Socorro se ha desarrollado por décadas un exitoso programa de selección y de mejoramiento genético de su población bovina y yegüeriza; a estos fines, se han introducido hembras y sementales de alto valor genético, conformándose de tal manera un rebaño bovino de calidad y rendimientos razonables en el trópico.
En años recientes y con el propósito de adaptar la operación agropecuaria del Hato El Socorro a las políticas públicas instrumentadas por el Gobierno Nacional, se introdujo un rébaño de Búfalas lactantes, el cual se pastorea en zonas apropiadas y viene arrojando resultados satisfactorios en la producción de leche y queso blanco duro. Igualmente se han implementado programas de inseminación artificial sobre el rebaño comercial mestizo Brahman, con semen sexado Holstein y Pardo Suizo, para la producción de hembras F1 de ordeñe. En materia agrícola, el Hato El Socorro en los últimos tres años ha venido desarrollando un programa de siembra de cereales (Maíz y Sorgo), que en 2011 alcanzó una extensión de cuatrocientas hectáreas (400 Has.).
La actividad agropecuaria que desarrolla la C.A. INVEGA en el Hato El Socorro, se ha llevado siempre en armonía con prácticas de conservación del Medio Ambiente. En particular, se han realizado esfuerzos para la preservación del Corredor Biológico del Jaguar, un felino en peligro de extinción que actualmente es objeto de estudio científico por parte de Biólogos acreditados de la Universidad de El Zulia, debidamente autorizados por el Ministerio del Ambiente.
Cabe igualmente destacar la labor social que viene desarrollando en los últimos años el Hato El Socorro, a través de sus relaciones de intercambio y de apoyo directo al Consejo Comunal de Quebrada de Agua. Se han aportado conocimientos y asistencia técnica al funzo Zamorano nombrado Quebrada de Agua, así como programas de cultivo de cereales con beneficio directo de esa comunidad. Una relación mutuamente provechosa, sustentable y altamente beneficiosa para los pobladores de la zona, al punto que el Hato El Socorro se dispone ampliar esas actividades en beneficio de otros colectivos aledaños.